Carnota. 10 motivos para visitarla y perderte en ella

Arenal de la Playa de Carnota. 10 motivos para visitarla y perderte en ella. Perder el Rumbo

El concello de Carnota es un nido de sorpresas. La playa de Carnota es quizás lo más famoso de este rincón de Galicia, pero este lugar oculta muchos otros tesoros que hoy os vamos a mostrar. Desde O Pindo a Lariño hay treinta y tres playas, muchas de ellas salvajes y paradisíacas. Además este concello esconde restos arqueológicos, cascadas, bosques desconocidos y un montón de rutas maravillosas y poco frecuentadas.

Qué ver en Carnota. Mil y una razones para volver

Desde hórreos gigantes, pasando por montes sagrados o playas increíbles a cascadas y pozas escondidas. Es un lugar de una gran riqueza paisajística, natural y arqueológica que despertará vuestra admiración una y otra vez. No os perdáis detalle, en cada esquina esconde pequeños pero impresionantes encantos.

1. Disfrutar de las magníficas playas de Carnota

El concello de Carnota tiene cuarenta y dos kilómetros de costa donde encontramos una gran cantidad de arenales de una gran belleza. En ellos la naturaleza todavía guarda su esencia. Playas abiertas al océano Atlántico conviven con tramos más rocosos donde se forman pequeñas y recogidas calas. La furia del mar se calma y las aguas descansan tranquilas formando pozas y rincones de cuento.

Playa de Carnota

La playa de Carnota es la más grande de la zona con unos 7 km de largo. Su belleza compite con su valor medioambiental. Cinco kilómetros de dunas, pantanos, lagunas y una fauna y una flora únicos forman un conjunto sin igual. La desembocadura del río Vadebois crea un impresionante espectáculo en la parte que se conoce como A Boca do Río. El entorno está repleto de pinares y se forman unos charcos naturales espectaculares, aunque siempre hay que estar muy pendientes de las mareas.

Y todo este espectáculo natural está coronado por el mágico Monte Pindo que adorna el paisaje con su poderosa masa granítica que alcanza los 642 metros.

Playa de Carnota
Dunas. Playa de Carnota

Desde A Boca do Río se puede acceder a las playas de A Berberecheira, As Cangrexeiras y a las marismas de Caldebarcos. Es el lugar perfecto para la observación de aves, siendo unos de los pocos lugares de Galicia donde podemos encontrar nidificando al chorlitejo patinegro. Además se pueden observar alondras, garzas reales, cormoranes , entre otras muchas especies.

Playa de Carnota
Playa de Carnota

Playa de San Pedro de O Pindo


Esta playa está enmarcada en un paraje sin igual también con el impresionante Monte Pindo al fondo. Es un arenal peculiar porque no es muy largo pero si muy ancho, protegiendo al pueblo del mar y formando una estampa muy pintoresca. La caída del agua es muy suave por lo que hay que caminar mucho para bañarse. Es una playa urbana pero de gran belleza, con una arena muy blanca y un mar cristalino y verdoso.

Playa de O Pindo
Playas de Carnota

Playa de O Porto de Quilmas


Es una playa semiurbana situada en el puerto de Quilmas. Está recogida y protegida de la fuerza del océano. Su arena es blanca y sus aguas transparentes. Este puerto es de una gran importancia histórica ya que en él desembarcaron mucho vikingos y piratas. Está repleto de casetas y barcos de pescadores. Es un lugar con un encanto muy especial.

Porto de Quilmas
Playas de Carnota
Porto de Quilmas

Playa de A Insuela

La tranquilidad reina en esta pequeña playa de Caldebarcos. Cerca del bonito pueblo de Panchés. Otro arenal precioso y recogido.

A Insuela
Playas de Carnota

Playa de Cons

Uno más de los rincones maravillosos de esta zona, que es una fuente de recovecos fantásticos. Se sitúa a continuación de la Playa de Carnota.

Playa de Cons

Playa de Mar de Lira


Otro arenal espectacular entre las playas de Carnota. Cuenta con un precioso paseo de madera como podéis observar en la fotografía.

Mar de Lira
Playas de Carnota

Playa Lariño

La playa de Lariño se sitúa a la izquierda de Punta Insua. Tiene un arenal de 2 km de longitud y una zona de pequeñas calas con grandes cantos rodados. Es una playa de arena fina y blanca y de buenas olas para practicar deportes acuáticos como surf o bodyboard, entre otros.

Playa de Lariño

2. Realizar alguna de las rutas en Carnota

Hay un montón de rutas en Carnota. Nosotros hemos ido en muchas ocasiones y siempre encontramos un motivo para volver, siempre descubrimos algo nuevo en este pequeño rincón del mundo. Os dejamos algunas de las rutas más importantes e impactantes.

Museo arqueológico abierto de Carnota

El Museo Arqueológico Abierto es una ruta lineal que transcurre por una senda frente a la costa de Carnota. En ella, iréis recorriendo diferentes yacimientos, un camino por la historia desde hace unos 3000 años. Este trayecto va desde La torre de los Moros hasta Las Pajarerías. Son unos 10,5 km, aunque se pueden hacer sólo algunos tramos ya que hay varios desvios a diferentes aldeas del Ayuntamiento señalizados por todo el sendero.

En este sendero podréis disfrutar de preciosos bosques y regatos con pequeños saltos de agua y pozas. El paseo es muy agradable con rincones naturales de fábula.

Rutas en Carnota
Rutas en Carnota

La geografía de Carnota está repleta de numerosos restos prehistóricos como petroglifos o castros. Algunos autores sostienen que el topónimo Carnota proviene de la palabra celta «carn» o «corn» que significa “piedra”. De los celtas se conservan dos castros situados en Mallou y Lira. En la Edad Media se levantaron varias fortalezas para la defensa del pueblo en las parroquias de Lira y O Pindo. Fueron destruídas por las revueltas irmandiñas y nunca fueron reconstruídas.

En el sendero que recorre el Museo Arqueólogico abierto podréis descubrir varios yacimientos que están explicados en carteles informativos, aunque, en algunos casos, no están en muy buen estado.

Torre dos Mouros

Son los restos de una fortificación de comienzos de la Edad Media. El pueblo de Lira la construyó su defensa. Se encuentra a unos 300 metros de altura sobre el océano Atlántico desde donde podían vigilar toda la costa y los montes de los alrededores. Tiene dos hectáreas de extensión rodeadas por un sistema de doble muralla. Se cree que su grosor y su altura eran de tal envergadura que se podían divisar desde el mar.

Torre dos Mouros
Museo arqueológico abierto de Carnota

Utilizaron técnicas constructivas diferentes a los castros y a otras pequeñas torres y castillos de la zona. Además, no se encontraron restos de elementos de uso doméstico, por lo que se cree que estaba diseñado para proteger al pueblo en ocasiones puntuales de violencia, como por ejemplo, los ataques vikingos. En el siglo XX fue utilizado como refugio para los fugitivos de la Guerra Civil.

El Castro de Mallou

Es un poblado fortificado de la Edad de Hierro. que se supone que estuvo en funcionamiento entre los siglos III-lV a. C. y el I d. C. Cuenta la leyenda que aquí residió la Reina Lupa y que una de las piedras que se conservan era su silla. En el momento que fuimos nosotros estaba casi cubierto por la vegetación, pero el Concello de Carnota nos ha asegurado que en breve estará perfecto para su visita. Aún así el paseo es precioso y el entorno del castro es impresionante.

Castro de Mallou
Rutas en Carnota
Petroglifos

Son muchos los petroglifos que se encuentran en Carnota, Las Laxiñas, un conjunto de petroglifos circulares, El Filladoiro, cuadrangulares de aristas redondeadas, Porta Ventosa, Rego Lamoso o A Laxe scrita, donde hay grabados de distintas épocas. Los círculos concéntricos y las coviñas serían los grabados más antiguos. Los barcos, probablemente se realizasen en el período altomedieval.

Por último, Prousos Magos, situados muy cerca del acceso a la Senda Verde desde la parroquia de San Mamede.

Losa de Prousos Magos
Museo arqueológico abierto de Carnota
Museo arqueológico abierto de Carnota

Senda Verde

Esta senda está muy bien acondicionada por lo que se puede hacer andando o bien en bicicleta. La dificultad es media y tiene unos 14 km de longitud. Os llevará cerca de cuatro horas recorrerla andando, dependiendo de la rapidez de vuestro paso al caminar y del tiempo que os paréis en cada lugar. Se puede acceder desde varios lugares como Lariño o Louredo.

Senda Verde Carnota
Rutas en Carnota

Las vistas son preciosas desde lo alto, se puede divisar la Playa de Carnota y buena parte de esta magnífica parte de la costa de Galicia.

Senda Azul

Este sendero recorre la costa desde el Faro de Lariño hasta la Playa de Carnota. Es una ruta preciosa que nos permite disfrutar de los preciosos arenales de la zona, de sus peculiares formaciones rocosas y de unas vistas espectaculares. Son unos 13,5 de trayecto, una de las rutas en Carnota más amenas y fáciles de realizar.

Senda Azul Carnota
Rutas en Carnota

Camiño dos Costados

La ruta original es lineal y va de Caldebarcos a Panchés. En este caso, os proponemos una versión circular de la ruta de aproximadamente 10 km, unas 2h y media de trayecto. Comienza y termina en Caldebarcos donde podréis contemplar las casetas de los marineros de arquitectura popular. El recorrido continúa por la bonita playa de Insuela, la preciosa aldea de Panchés, Chan de Lamas y Onde se Adora. Las vistas son espectaculares durante toda la ruta, el impresionante Monte Pindo, la playa de Carnota y a lo lejos Finisterre y la ría de Corcubión.

Camiño dos Costados
Caldebarcos

3. Explorar el Monte Pindo

El Monte Pindo es un “Monte sagrado” profundamente ligado a nuestros orígenes celtas y al origen geológico de nuestra tierra encantada. Es un lugar increíble y con una magia especial. Si queréis saber como explorarlo, las rutas más concurridas y otras rutas alternativas y disfrutar de muchísimas fotografías que nos muestran la espectacularidad del Monte Pindo podéis leer nuestro artículo El Monte Pindo. Olimpo Celta al lado de la Playa de Carnota

Formaciones rocosas
Monte Pindo

4. Subir hasta O Bico do Santo

Esta cumbre es un perfecto mirador del conjunto paisajístico de Carnota y el Monte Pindo. La ruta más corta, de 1 km, parte entre Castelo y Lamas de Castelo, donde se puede aparcar el coche. El recorrido, aunque pequeño, es intenso, ya que se trata de subir a un promontorio granítico de unos 180 metros. En la cima encontraréis una cruz que fue colocada en 1935. Antiguamente hubo una torre de vigilancia y posteriormente una capilla en honor a San Sebastián que fue destruida por las tropas napoleónicas en el 1909.

O Bico do Santo

5. Descubrir A Fervenza das Fontes

El río Pedrafigueira desciende entre rocas y saltos de agua y desemboca en la Playa de Carnota. A Fervenza das Fontes es una preciosa cascada que forma este río en su bajada hacia el océano. La ruta que llega hasta ella es un sendero corto y de dificultad baja. Es un trayecto de poco más de 1 km que os llevará unos 40 minutos.

En la aldea de Pedrafigueira debéis coger rumbo al monte por una pista asfaltada. Veréis un cartel que indica el comienzo de la senda verde. Si la seguís llegaréis a otro indicador que anuncia la Fervenza das Fontes.

Fervenza das Fontes

6. Visitar el Hórreo de Carnota y el Hórreo de Lira

En el concello de Carnota abundan los hórreos, hay unos 900 en esta zona. Sin duda, Carnota es conocida también por tener dos de los hórreos más grandes de Galicia. El hórreo más grande de Galicia es el Hórreo do Araño en Rianxo con 37 metros de largo.

El de Lira sería el segundo más grande con 36,53 metros y el de Carnota el tercero con 34,76.

EL Hórreo de Carnota es Monumento Nacional y fue construido en el año 1768. Más tarde, en el año 1783 fue ampliado. Su planta rectangular con ranuras para la ventilación y tiene 22 pares de patas o apoyos. Cuenta con pináculos de estilo barroco y una cruz que descansa sobre una forma circular.

Hórreo de Carnota
Hórreo de Carnota

O Hórreo de Lira fue construido entre 1779 y 1814. Está elevado sobre una plataforma de piedra, debido a la irregularidad del terreo. También tiene 22 pares de pies, como el de Carnota, pero es un poquito más largo que el anterior.

Hórreo de Lira

Ambos conjuntos etnográficos cuentan con un palomar, también de piedra, de planta cilíndrica y cubierta cónica.

Hórreo de Lira y Palomar

7. Recorrer en coche la costa de Carnota

Esta ruta en coche es espectacular, recorre la costa desde el famoso salto de agua de Ézaro, en la falda del Monte Pindo, hasta el Monte Louro. El punto de partida sería pues la Fervenza za do Ézaro, en el municipio de Dumbría, al lado del Concello de Carnota.

Después de visitar la cascada, una vez en el coche, cualquier desvío que toméis hacia el mar puede conllevar una maravillosa sorpresa. Pasaréis por la preciosa playa del Pindo, el puerto de Quilmas, la aldea de Panchés o la playa de Insuela. A continuación llegaréis a Caldebarcos donde podéis acercaros a la marisma de A Berberecheira.

Continuamos el recorrido en coche y cogeremos el desvío para visitar Boca do Río, otra parte impresionante de las marismas que no os debéis perder.

En Carnota y en Lira podéis deteneros a contemplar los magníficos hórreos y palomares, la Playa de Cons o la Playa de Mar de Lira. La siguiente parada será en Lariño para ver su maravillosa playa y el espectacular complejo de la laguna de Xalfas, playa do Ancoradoiro y Area Maior, con el Monte Louro al fondo. Entraríamos ya en el concello de Muros.

Area Maior y Laguna de Xalfas

La ruta terminaría en este punto aunque, por supuesto, se puede continuar e ir hasta el Faro de Louro, sus playas y llegar hasta el pueblo de Muros. Pero quizás sea demasiado para un solo día, así que, a partir del Monte Louro lo dejaremos para próximos artículos.

8. Alojarse en los Nidos de Carnota o en O Lardo Mar

Hay varias casas rurales y apartamentos en esta zona. Suele ser complicado de encontrar sitio en temporada alta, pero en otras épocas del año no tendréis problema. Os recomendamos la casa rural O Lardo Mar que se encuentra a menos de dos km de Boca do Río. Es una casa preciosa, decorada con mucho gusto y con muchos detalles. Si preferís una casa de alquiler íntegro os sugerimos O Fogar do Carpinteiro con una finca preciosa y una situación privilegiada.

También os recomendamos la casa rural San Cibrán y los Nidos de Carnota incluidos en nuestra selección de 20 alojamientos originales en Galicia. Son lugares maravillosos para disfrutar de unos días inolvidables.

Nidos de Carnota

9. Gozar de la gastronomía gallega en un restaurante de Carnota

En Carnota hay varios restaurantes con una buena relación calidad precio para disfrutar de la gastronomía gallega. Los mariscos y los pescados son los reyes de la zona. También el pulpo y el arroz con bogavante suelen estar buenísimos. Os recomendamos tres restaurantes en Carnota, A Xouba, A Morosa y A casa da Crega. En cualquiera de ellos podréis comer estupendamente y degustar sus platos típicos.

10. Admirar la puesta de sol desde uno de sus miradores

El Mirador de Louredo es un balcón hacia el mar, un lugar espectacular para contemplar la puesta de sol y divisar Cabo Fisterra y Punta dos Remedios a lo lejos. Una panorámica impresionante de A Costa da Morte con La playa de Carnota y el Monte Pindo en primer término.

Además este mirador se ha convertido en un museo al aire libre desde que el artista Nando Lestón incorporó especies arbóreas muertas con elementos pictóricos y alegóricos. Un aliciente más para visitar esta terraza con vistas al oceáno.

También se puede contemplar desde el Mirador de Lira o bien desde la misma Playa de Carnota donde las puestas de sol son igualmente un espectáculo.

Mirador de Lira
Playa de Carnota

Cómo llegar a a Carnota


Desde Santiago de Compostela se puede llegar de tres formas:

Bordeando la Costa. Santiago-Noia por el corredor y después tomando la AC 550 dirección Cee.

Por el interior : Desde Santiago por el corredor (Santiago-Noia). En Bertamiráns se toma la carretera AC 544 (Bertamiráns-Negreira). Más tarde se coge la AC 400 en A Pereira hasta Carnota.

También por el interior se puede ir por la C 545 desde Santiago hasta Santa Comba y desde este punto seguir la AC 400 hasta llegar a Carnota.

Desde A Coruña por la carretera AG 55 hasta Carballo y una vez allí coger la carretera AC 552 que lleva a Cee. Desde aquí llegaremos a Carnota a través de la AC 550.

Perder el Rumbo. Carnota. 10 motivos para visitarla y perderte en ella

👉 20 lugares que ver en Galicia imprescindibles

👉 10 casas rurales con mucho encanto en Galicia

👉 10 rutas en Galicia imprescindibles

COMPARTE SI TE HA GUSTADO

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Perder el rumbo te informa que los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Francisco Arnoso Carregado como responsable de este blog. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que requerimos es para gestionar lo comentarios en este blog. Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Estos datos estarán almacenados en los servidores de dinahosting.com (proveedor del hosting de Perder el rumbo) situados en la Unión Europea. Ver política de privacidad de dinahosting.  Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a info@perderelrumbo.com. Puedes consultar la información completa y detallada sobre privacidad en nuestra política de privacidad.